Microempresas e industrialización 4.0

El auge del IoT, los sistemas ciberfísicos y la cultura maker, han dado otra vuelta de tuerca a la evolución de la industria. La ya denominada cuarta revolución industrial afecta a empresas de cualquier tamaño y objeto.

Se puede pensar que dada la inversión inicial necesaria no tiene lugar en negocios no dedicados a la industria o que, simplemente, no es necesario en modelos empresariales de poca envergadura. La posibilidad de optimizar el sistema productivo así como la propia producción, recibiendo los datos en tiempo real, es recomendable sea cual sea el ámbito empresarial en el que se aplique.

Al margen del coste de su implementación, será necesaria la formación de los operarios y alguien que interprete los datos y los filtre para obtener el máximo de indicadores posibles. La finalidad es poder extraer conclusiones verosímiles que favorezcan la toma de decisiones en lo relativo a recursos humanos, procesos productivos, …

Puede que constituya un proceso lento en entornos con pocos recursos económicos y/o humanos, pero la posibilidad de remediar una situación reduciendo el tiempo de reacción de días o semanas a segundos o minutos, puede optimizar los procesos internos de cualquier empresa maximizando su competitividad y eficiancia.

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s